Traducción literal de los títulos de películas

4 Ene

Hace unas semanas publicamos en este otro artículo algunas de las traducciones más curiosas en el cine. En Translation-Traducción queremos escribir otro artículo para ver la traducción de películas desde un punto de vista diferente. ¿Y si estas películas hubieran salido a cartelera con una traducción literal de los títulos? La decisión final la tiene la productora e influyen factores muy diversos. En cualquier caso, a veces representa una realidad muy distinta a la que tenía el director de la película.

Rosemary’s Baby

En España esta película se tradujo como La semilla del diablo. Una traducción literal habría sido El bebé de Rosemary (como fue el caso de Sudamérica). Y si también se hubiese buscado el equivalente en el nombre propio, puede que el resultado final hubiera sido El bebé de Rosa María.


The notebook

Quizá conozcas emotiva película por el nombre de El diario de Noa. ¿Te habría gustado más El cuaderno?


What if?

La película protagonizada por Daniel Radcliffe, el actor que encarna a Harry Potter, podría haberse traducir por ¿Y si? En cambio, la productora española se decantó por un ¿Solo amigos?


Some like it hot

Seguramente recuerdes a Marilyn Monroe junto a dos músicos disfrazados de mujer. La traducción literal de este título sería A algunos les va lo caliente, quizá fuera un título muy ambiguo y por eso se optó por doblarla como Con faldas y a lo loco.


Knocked up

Esta comedia se resume en: chico y chica se conocen, se lían y no vuelven a saber el uno del otro… pero ella se queda embarazada y sus vidas dan un giro de 180º. En inglés knocked up es un juego de palabras entre embarazada y hecho polvo. Así que, ¿por qué decantarse por uno de estos dos términos (o ambos) pudiendo hacer otro juego de palabras? Lío embarazoso capta el mensaje.


Breakfast at Tiffany’s

Este clásico del cine se tradujo como Desayuno con diamantes en lugar de Desayuno en Tiffany. Este cambio se debe a que a principios de los años 60, pocos españoles habían oído hablar de esta joyería, por lo cual se optó por mantener lo que Tiffany representa sin nombrar la cadena.


Dr. Strangelove (or how I learned to stop worrying and love the bomb)

Esta película de Kubrick se dobló en España como ¿Teléfono rojo? Volamos hacia Moscú. Parece que a la productora le gustó más esa opción que la traducción literal: El Dr. Strangelove o cómo aprendí a dejar de preocuparme y a querer la bomba. No solo más larga, sino que también muy diferente.


Eternal Sunshine (of the spotless mind)

Jim Carrey protagoniza ¡Olvídate de mí!, donde se narra la historia de una persona que decide borrar de su mente partes concretas de su pasado. Si la productora se hubiera decantado por la traducción literal habríamos visto Eterno resplandor de una mente inmaculada.

Decisiones buenas o decisiones malas, no entraremos en la polémica, pero lo que está claro es que la traducción de títulos de películas da mucho, pero que mucho juego.

Crédito de la imagen: edicioncoleccionista.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *