Errores comunes de los traductores jurados novatos

29 May

Los traductores jurados novatos tienden a cometer ciertos errores, algo que repercute de manera negativa en el cliente y en el propio traductor jurado. En Translation-Traducción contamos con años de experiencia, por eso siempre te ofrecemos calidad y profesionalidad. Sin embargo, estos son los errores más habituales que suelen cometer los traductores principiantes, es decir, justo lo que evitamos nosotros, con su explicación correspondiente.

Traductores jurados novatos que trabajan sin estar dados de alta como autónomos

Algunos traductores, ya sean jurados o no, trabajan sin darse de alta en el régimen de autónomos. Esto es un error, además de ser un fraude para la Seguridad Social, pero tiene muchas más pegas. Por ejemplo, estos traductores jurados novatos no pueden emitir facturas ni a particulares ni a empresas. Por tanto, o se cobra en B, que no es ético, o directamente no se puede cobrar, lo cual implicaría haber trabajado para nada. Y por si fuera poco, se carece de profesionalidad, ¿con qué cara le van a decir estos traductores jurados a su cliente que, después de haber realizado una traducción jurada en inglés, no le pueden emitir una factura?

Consejo de Translation-Traducción

Por todo ello, en Translation-Traducción recomendamos encarecidamente a todos los traductores jurados novatos que desde el primer momento lo hagan bien. Así se evitarán muchos problemas.

Confiar en que se ha hecho una traducción jurada perfecta

No, ningún traductor jurado se puede confiar en este aspecto, y menos los traductores jurados novatos o noveles. Por tanto, no sirve de nada confiarse porque se puede pagar caro. Todos los traductores jurados, ya sean novatos o experimentados, deben prestar una gran atención a todos los detalles y nunca dar las cosas por sentado.

Consejo de Translation-Traducción

Hay que confirmar cualquier duda y cuestionarse cualquier palabra porque es la única manera de garantizar la calidad y porque más vale prevenir que curar.

Traductores jurados novatos que aceptan cualquier encargo de traducción

Los traductores jurados novatos deben ser conscientes de sus limitaciones, más teniendo en cuenta los campos de especialización. En la traducción jurada hay muchas temáticas posibles, no es lo mismo traducir una temática académica o educativa, como un certificado de notas o un título de grado, que una temática económica, como un nómina, o que una temática legal, como un contrato.

Consejo de Translation-Traducción

Lo ideal es especializarse, pero si no conocen debidamente el campo de trabajo, lo ideal es saber decir no a ese encargo. De lo contrario, la traducción jurada carecería de profesionalidad.

Traductores con tarifas mínimas

Muchos traductores jurados novatos tienen tantas ganas de trabajar que aceptan cualquier oferta y cualquier precio. Y esto tiene varios problemas, tanto en el presente como en el futuro, y tanto para ellos mismos como para los demás traductores jurados de inglés, de español o de cualquier otra combinación de idiomas:

– Sueldo muy bajo

Es tan fácil como calcular cuánto dinero se va a ganar. Una traducción jurada muy barata, implica unas ganancias por hora muy escasas. Y, al igual que todo trabajador, el objetivo es ganar un sueldo decente trabajado un máximo de 8 horas al día y 5 días a la semana. Por tanto, con una tarifa muy baja se cobrará poco a final de mes o se tendrá que trabajar demasiadas horas.

– Reventar el mercado de traducción

Unas tarifas muy bajas terminan reventando el mercado y afectando de manera negativa e indirecta a los demás traductores jurados novatos y experimentados. Hay que cobrar siempre un mínimo razonable por una traducción jurada de inglés, de español o de cualquier otro idioma. Sobre todo teniendo en cuenta la meritoria formación que conlleva obtener el reconocimiento como traductor jurado.

– Valorarse y reconocerse como traductores jurados

Los traductores jurados novatos han tenido que llevar a cabo una gran formación. Para ser traductor jurado de inglés, de castellano o de cualquier otro idioma primero hay que obtener la carrera universitaria (Licenciatura en su momento o Grado en la actualidad) y después cumplir con los requisitos que exige el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación. No es fácil ser traductor jurado y se necesitan muchas habilidades y conocimientos, no solo lingüísticas, y todo eso se debe reconocer igual que si se fuera notario, médico o abogado.

– Dificultad para subir tarifas a posteriori

Es muy difícil subir las tarifas a un cliente, incluso aunque suba el SMI o el IPC, por tanto aquellos traductores jurados novatos que empiecen con tarifas mínimas lo tendrán muy complicado para alcanzar una cantidad deseada en un futuro. 

Consejo de Translation-Traducción

Los traductores jurados novatos deben imponer tarifas razonables, no permitir unas más bajas que el mercado.

Crédito de la imagen: blog.infoempleo.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *